Las entrevistas txistorreras

Sea con preguntas de nuestros lectores o sea respondiéndonos a nosotros, no tienen desperdicio. Y hay quien se atreve a responder...

Entrevistas

Incorrección política

El análisis y comentario político, de cuestiones navarras y del resto del mundo, nos lo da sin tapujos el politólogo y escritor Juan José Domínguez

Juan José Domínguez

Hablemos de dineros...

Con lo que nos cuentan El Filibustero y Jesús Jiménez, "Er Jimi", entendemos de fábula las cosas de la Economía navarra y del mundo

Economía

jueves, 3 de marzo de 2011

Retratos "abstratos": María Kutz

El último servicio que María Kutz podría hacer a la causa de UPN, si es que esta buena señora ha creído alguna vez en una causa que no sea la suya propia y la de sus amigos, sería dimitir. Si no lo hace, Yolanda Barcina estará más tiempo de apagafuegos que en campaña. Una cosa es que, para rascar votos, haga falta ir de progre y, a la vez, darle lo suyo a los sectores más conservadores de la Comunidad; y otra es que se ponga una vela a Dios... y otra a Monseñor. El diablo, no lo olviden, también vota.

María Kutz lleva unas semanas de gloria, in excelsis deo. Con la UPNA la lió por lo de su escaso "peso investigador" para entrar en aquel instituto montado para lucimiento de la Universidad privada. Y, en Osasunbidea, tampoco está haciendo mala carrera. Con prisas para nombrar cargos del Complejo Hospitalario, de manera sospechosamente opaca, y con una Unidad de Fertilidad presentada a bombo y platillo cuando lo único que parecían tener seguro eran los botes para recoger el semen. Y casi, ni eso. Barcina ya le llamó al orden una vez, y si las bases se le revuelven, lo volverá a hacer en más ocasiones. Y las bases sí se están revolviendo en el Servicio Navarro de Salud.

María Kutz sabe que no repetirá en su cargo tras el 22 de mayo, aunque Barcina sea presidenta - cosa de lo que cada vez, por suerte o por desgracia, tengo menos dudas -. Y aprovecha sus últimos días de lucimiento personal para hacerse más fotos que Penélope Cruz en una premier. Pero, fotos aparte, ha sido la Consejera de la derivación, de "para qué invertir en lo público si podemos pagarle a la Clínica"; del "todos los médicos son objetores de conciencia" en materia de aborto porque a ella le apetecía que lo fueran, y sin preguntar; la del "no habrá Medicina en la UPNA, otra cosa es lo que haga la privada si quiere aumentar las plazas" - cobrando lo que le salga de la bolsa testicular -; la que dijo a la sociedad que se escalonaba el comienzo del curso escolar para evitar la pandemia de la gripe A y luego le contó a la Ministra del ramo que no era por eso, que ella ya sabía que no iba a ser pa' tanto; la de las consultas y urgencias en barracones prefabricados... No sigo, que me dan ganas de llorar.

En fin. Que Kutz, más que una lumbrera, ha sido una iluminada, que ha tenido una gran suerte: haber coincidido en el tiempo con Ministras de la talla de Pajín o Trini Jiménez. En la comparación, te salvas relativamente, aunque en términos absolutos seas tan útil como poner un GPS en un auto de choque. No la echaré de menos cuando se vaya a su casa. En absoluto. Y Barcina, me juego el cuello, tampoco.

3 comentarios: on "Retratos "abstratos": María Kutz"

votantedeUPN dijo...

Esta señora no es de UPN. La esperan con los brazos abiertos en la Democracia Española o en el PP. Que se vaya ya!

M i K e L dijo...

¿Y esta señora qué va a hacer ahora? Pobre comunidad de vecinos donde viva porque las reuniones se van a parecer a los vídeos de Ana Urchueguía, aunque dadas las prebendas, las aldabas y los múltiples contactos que se suele hacer en política, seguro que se enchufa en algún alto cargo donde seguir siendo la corrupta que parece que es (dicho con animus iocandi). Al tiempo...

Anónimo dijo...

Los nacionalistas vascos que se dicen de izquierdas (Aralar, EA, etc.) de vez en cuando entran en contradicción en sus principios, ya que defienden la enseñanza pública pero apoyan con vigor a las ikastolas (que es enseñanza privada). Vamos, que priorizan el nacionalismo sobre la izquierda. La señora Kutz ha entrado en contradicción ya que está a favor de la sanidad privada pero en contra del aborto; y ha quedado claro cual es la prioridad (la pela es la pela).