Las entrevistas txistorreras

Sea con preguntas de nuestros lectores o sea respondiéndonos a nosotros, no tienen desperdicio. Y hay quien se atreve a responder...

Entrevistas

Incorrección política

El análisis y comentario político, de cuestiones navarras y del resto del mundo, nos lo da sin tapujos el politólogo y escritor Juan José Domínguez

Juan José Domínguez

Hablemos de dineros...

Con lo que nos cuentan El Filibustero y Jesús Jiménez, "Er Jimi", entendemos de fábula las cosas de la Economía navarra y del mundo

Economía

martes, 6 de octubre de 2009

Especial no-reportaje: Militares en los atuneros

Cualquier parecido con la realidad es coincidencia

El Ministerio de Defensa (¡ar!) ha vuelto a insistir, ante la crisis del secuestro del Alakrana, en la necesidad de que los atuneros tomen medidas de autoprotección. “No podemos poner una fragata a escoltar a cada atunero”, ha dicho un portavoz del Ministerio, “puesto que en cualquier momento los marroquíes podrían volver a tomar Perejil y ese punto estratégico estaría sin defensa”. El argumento ha puesto en pie de guerra (y nunca mejor dicho) a los armadores: “¿Pagar autoprotección? ¿Poner seguratas en el barco? No me jodas, para eso me abro una discoteca”, asegura un bermeano que prefiere mantenerse en el anonimato.

La Ministra Chacón ya había dado algunas pistas en el Congreso de los Diputados, sugiriendo que los atuneros podrían instalar “cañones de agua y alambradas”. Un asesor en Seguridad Atunera (de todo hay en el Ministerio) explica a La Txistorra Digital que eso son “sólo ideas”. “Tampoco vamos a decirlo todo, que luego los piratas toman nota y ya no hay factor sorpresa, pero estamos desarrollando más sistemas”. ¿Cuáles? “Bueno, en fin, insisto en que la sobreinformación no sería buena, pero una cáscara de plátano en la barandilla puede abortar un abordaje. Y, una vez dentro, chinchetas en los pasillos resultan tremendamente efectivas... salvo que los piratas vayan con calzado, que esa es otra”.

Primeras pruebas
La colocación de alambradas cercando los atuneros, idea propuesta por Chacón, ha sido bien recibida en las ferreterías vizcaínas. “Estamos importando ya alambre de espino procedente de Israel, donde últimamente se vende mucho”, asegura Jokin, ferretero de Barakaldo. La electrificación de la alambrada es más complicada: “Hemos hecho pruebas y, en cuanto había olas, los peces de alrededor morían electrocutados, por lo que los arrantzales han dicho que, eso, la Unión Europea no lo admite”.

Algunos armadores han empezado, por su cuenta, a buscar otras soluciones. “En Ebay te puedes encontrar de todo: yo me he hecho con 50 metros de alambrada de Mathausen y pienso colocarlas en el barco”, dice Jon B. “Si no hay pesca, siempre quedará venderlo como barco turístico”, asegura el bermeano, que añade: “Por cierto, ya que estáis, podíais comprarme unos chicharritos”.

Algunas ONG contra el racismo, sin embargo, ya han valorado la idea de las alambradas: “Siempre que hay negros de por medio, sean o no piratas, colocamos una valla con pinchos. Nos parece, claramente, discriminatorio”, asegura Emma Lamma, de Liga Vasca por la Tolerancia Racial. “El Gobierno español sigue demostrando que, ante el diferente, valla: lo mismo en Ceuta y Melilla que en los atuneros”.

Seguridad privada
Los cañones de agua, al menos de momento, no han tenido buena acogida. Hay quien lo considera insuficiente para detener a piratas que cuentan con Kalashnikov, fusiles de asalto y gafas de buceo. “Si quieren ir al Aquapark, que paguen: no se lo vamos a poner nosotros”, responde Jon B. La presencia de personal de seguridad privada podría ser una buena medida, pero choca con una estadística que dice que el 50% de los seguratas no sabe nadar, y que el 70% de ellos no tiene capacidad mental para aprender.

Entrevistado por La Txistorra, Eduard P. J., Presidente de la Confederación Nacional de Seguratas y Mamporreros, ha señalado: “Soy capaz de echar borrachos de la discoteca, soy capaz de aplastar cráneos de borrachos en la discoteca y parto nueces con los huevos... pero me mareo en el barco. Lo siento, no cuenten conmigo”.

Ante las dificultades encontradas, hay bermeanos que empiezan a plantearse la posibilidad de cambiar los barcos por piscifactorías. “Criando atún y chicharro en piscinas, se acabaron los viajes de 4 meses”, dice Jon B. Antes, le apretarán un poco las clavijas al Gobierno. Éste, mientras tanto, se excusa: “Si ponemos soldados escoltando a los pescadores, por miedo a los piratas, ¿qué será lo próximo? ¿Proteger a todos los amenazados por piratas? Entonces, cualquiera que fuera a un banco o a presentar la Declaración de la Renta podría pedirnos un soldadito español para que le acompañase”, pronostica un portavoz militar.

Nahim, por su parte, tiene 25 años y es somalí. Dice estar harto de que, en Bermeo, le llamen “pirata”. “Yo me dedico a trabajar, solo trabajar. ¿Música, pelis? ¿Ágora? No, aún no, semana que viene”.

5 comentarios: on "Especial no-reportaje: Militares en los atuneros"

El Maestro de Esgrima dijo...

Buen artículo, LTxD.

Sobre este tema, recomiendo el artículo de Arturo Pérez-Reverte titulado la general Pescanova en el XL Semanal del domingo. Creo que Pérez-Reverte tiene toda la razón del mundo.

Saludos.

Redacción LTXD dijo...

Y mientras no se toman decisiones serias y razonables, especulamos sobre seguridad privada en los atuneros y algunos se atreven a preguntarse si el Alakrana faenaba en aguas somalíes o en internacionales, no hay novedad sobre el secuestro. En fin.

Chantreano que se descojona dijo...

Novedad la hay, que ya han sido enviados a la zona agentes del cni con el zapatófono y el maletín de turno lleno de billetes sin marcar. Luego se extrañarán de que no trincan pesqueros de otros países. En fin, con lo fácil que lo arreglamos, alianza de civilizaçaos y todas esas hostias en vinagreta (joder...la imagen no había caído que es vomitiva), como para intentar el abordaje de barquitos de la gabachada, que esos no se andan con buenrollitos y te vuelan la cabeza en mil pedazos, eso sí, con un exquisito respeto y educación de liceo, que aún hay clases. Sin olvidarnos de que tiene guasa que los antimilitaristas-antiespañoles de los nacionalistas vascos sean los que pidan, con un fervor patriótico que no han visto jamás los tiempos, que el ejecito español se suba a bordo para artillar el pesquero. El esperpento... esa gran definición de lo español, te sientas o no, que eso es lo de menos... Lo cuentas en cualquier parte del mundo y no se lo creen, y si se lo creen los tienes rajados de risa de lado a lado: Cómo sois los espagnoles. Qué no Jean Paul, que esos no son españoles, coño. Los cogones, monsieur... que digán lo que quiegan, pego hacen el guidículo con las mismas ganas que si fuegan nacidos en Albacete .

Lo que me jode del asunto es que nos están negando la estampa de ver desembarcar en Bermeo o Lekeitio o, mejor aún, Ondarroa, de los legionarios españoles con las cajas de salmonetes o lo que hostias se pesque en los mares, que yo de pescado sólo entiendo el que come bellotas, tiene pata negra y sabe a paraíso curado, se cace a red o como se quiera, en el encinar de Guijuelo de turno.
Sería la polla la verbena al arribar: muchos vítores, gorros al aire y besos en la boca entre los cabreros pecholobo y la neskas batasunis. Eso sí que sería un atajo para la resolución del “conflicto” por la vía rápida, y como siempre se ha hecho por aquí, a limpio polvo en la era o el espigón. Qué poca altura de miras de la ministra del ramo (del ramo de granadas de mano, que conste) y del presidente ceji circunflejo gótico-románico-barroco-rococó.

Sardinero dijo...

A Roberto Jiménez lo llevaba yo de segurata, que se le da bien lo la chulería y la macarrada.
Ya me gustaría ver al pitillés a grito pelado llamano nazis a los piratas.

Carmen dijo...

He descubierto vuestro blog buscando una imagen para una entrada que he colgado en el mío. Os pido permiso, con retraso, para usar vuestra imagen de este post. Si me lo denegáis, inmediatamente la retiraré. Podéis comprobar que siempre pongo la referencia, que estoy a favor de la propiedad intelectual, aunque no de acuerdo con la SGAE. Saludos y felicidades, que da gusto ver unidas inteligencia y sentido del humor. Aupa!